15 Mejores Cosas que Hacer en Panamá

Panamá es una estrecha franja de tierra engullida por los océanos Atlántico y Pacífico, lo que la convierte en uno de los países más diversos de Centroamérica. Panamá no sólo es conocida por sus kilómetros de costa y playas, sino que también alberga volcanes activos, selvas tropicales, cascadas y altiplanos montañosos. Además de estas espectaculares atracciones turísticas, Panamá tiene una cultura vibrante que es una mezcla electrizante de crecimiento cosmopolita y tradiciones indígenas. Desde las históricas ciudades antiguas hasta los pueblos rurales, es fácil perderse en el ambiente único que rodea la región. Si busca un país que rebose de belleza natural y esté influenciado por siglos de culturas ancestrales, ¡no busque más que estas cosas que hacer en Panamá!

1. Canal de Panamá

Canal De Panama El Canal de Panamá, que recorre 51 millas por el centro del país, conecta el océano Atlántico con el Pacífico mediante una serie de esclusas. Esta vía fluvial construida por el hombre se construyó a principios del siglo XX y está considerada como uno de los proyectos de ingeniería más complejos de los últimos 150 años. Si está planeando una visita al Canal de Panamá, asegúrese de pasar por las esclusas de Miraflores. Aquí encontrará un museo, un restaurante y un mirador que ofrece una vista de pájaro del canal. La mejor hora para visitarlo es antes de las 11 de la mañana, donde podrá ver los buques de carga y los barcos que pasan por las esclusas.

2. Islas Guna Yala

Islas Guna Yala La belleza y la cultura se unen en las islas de Guna Yala. Compuesta por 365 islas individuales, Guna Yala (antes conocida como San Blas) se dirige a los viajeros interesados en las playas, el senderismo, la observación de la fauna y el buceo. Sólo 40 islas están habitadas, principalmente por indígenas conocidos como Gunas. Aunque mucha gente sólo visita las islas en una excursión de un día, también es posible pasar la noche. Encontrará ecolodges y cabañas rurales que son propiedad privada de los propios Gunas. Para vivir una experiencia realmente auténtica, considere la posibilidad de alojarse en una de las cabañas de paja construidas a mano en la selva.

3. Casco Viejo

Casco Viejo A pesar de su pequeño tamaño, el histórico Casco Viejo es fácilmente uno de los barrios más singulares de Ciudad de Panamá. Con sólo cuatro avenidas, el Casco Viejo está repleto de casas coloniales, cafeterías de primera línea y bares de temática tropical. Al pasear por las estrechas callejuelas de ladrillo, encontrará edificios bellamente conservados que datan de los siglos XVI y XVII. Eche un vistazo al interior de la Catedral Metropolitana, situada junto a la céntrica Plaza de la Independencia. También puede visitar las ruinas de la iglesia del Arco Chato, admirar las obras de arte del Museo de Arte Religioso o asistir a un espectáculo en el gran Teatro Nacional.

4. Isla de Coiba

Coiba La rural Isla de Coiba está situada frente a la costa noroeste de Panamá. No sólo es la isla más grande de Centroamérica, sino que también forma parte del Parque Nacional de Coiba. Entre las playas deshabitadas y los coloridos arrecifes de coral, es una de las mejores atracciones naturales del país. El buceo y la pesca son dos de las actividades más populares en la isla de Coiba. El océano está repleto de peces tropicales y una vibrante vida marina, que puede verse fácilmente a través de las aguas translúcidas. Al estar protegida por el Golfo de Chiriquí, Isla Coiba es también un refugio seguro para las ballenas jorobadas, las tortugas marinas, los delfines y los marlines.

5. Parque Nacional de Darien

Darien Parque Nacional Ningún viaje a Panamá estaría completo sin una visita al Parque Nacional del Darién. Este parque nacional, que conecta los dos continentes de América del Norte y del Sur, es uno de los pocos lugares donde se pueden experimentar múltiples ecosistemas y hábitats en un solo lugar. Aquí se puede caminar por bosques de manglares, recorrer las costas rocosas y explorar densas selvas tropicales. Además de la diversidad de hábitats, el Parque Nacional del Darién también alberga una abundante fauna. Monos araña, osos hormigueros gigantes, jaguares e incluso el amenazado tapir centroamericano deambulan salvajemente por el parque.

6. Bocas del Toro

Bocas Del Toro El fascinante archipiélago de Bocas del Toro lo tiene todo. Las nueve islas diferentes albergan dos parques nacionales, múltiples playas de arena blanca, coloridas casas de estilo caribeño y amables habitantes. No importa lo que le interese ver, Bocas del Toro tiene algo para usted. Pase el día tomando el sol en la Playa de las Estrellas de Mar, o maravíllese con las raras aves tropicales de la Isla de los Pájaros. Si busca algo más cultural, puede simplemente pasear por la encantadora ciudad de Bocas, mezclarse con los lugareños y disfrutar del relajado ambiente caribeño.

7. Mejor destino de surf

Aunque está considerado como el mejor destino de surf de Centroamérica, su remota ubicación significa que está relativamente poco afectado por el turismo de masas. Incluso si se practica el surf, se puede disfrutar de las relajantes playas y del impresionante paisaje.

8. Islas Pearl

Islas De Las Perlas Situadas frente a la costa de Panamá se encuentran las Islas de las Perlas. Aunque hay más de 250 islas en total, la mayoría de los turistas eligen pasar su tiempo en Contadora o Isla Sabago. La mayoría de las islas no tienen nombre y están deshabitadas. Aunque mucha gente viene a tomar el sol y relajarse, las Islas de las Perlas ofrecen muchas actividades al aire libre. Gracias a las aguas azul cobalto y a la vida marina tropical, el snorkel y el buceo son dos de las actividades más populares. El avistamiento de ballenas alrededor de las islas también es una posibilidad, especialmente durante la temporada de cría.

9. Degustación de café en Boquete

Boquete Consiga su dosis de cafeína con una visita a la montañosa ciudad de Boquete. Situada en las tierras altas, junto al ominoso volcán Barú, Boquete cuenta con un suelo fértil, ideal para el cultivo del café. Durante su visita, encontrará decenas de plantaciones y fincas donde podrá degustar este sabroso y premiado grano. Don Pachi, Hacienda La Esmeralda y Finca Lérida son algunas de las plantaciones y fincas que no se pueden perder. Si tiene suerte, también podrá probar los raros granos de café Esmeralda. El café Esmeralda, que se vende a la asombrosa cifra de 140 dólares la libra, es el grano más raro y caro del mundo.

10. Parque Nacional de Soberanía

Santa Catalina El encantador pueblo pesquero de Santa Catalina es un sueño para los surfistas. Las olas perfectas y el fácil acceso a las rompientes lo convierten en un lugar ideal tanto para principiantes como para surfistas avanzados. Punta Brava y San Pedrillo cuentan con potentes rompientes de izquierda y derecha, mientras que las tranquilas aguas de El Estero son ideales para los principiantes.

11. Volcán Barú

Volcán Barú El volcán Barú, uno de los monumentos más conocidos de Panamá, se alza sobre las montañas del norte. Con 3.000 metros de altura, el activo Volcán Barú es la montaña más alta de todo Panamá. Hay numerosas rutas de senderismo a lo largo de las laderas del volcán. La más popular es la de Los Senderos Quetzales, que ofrece a los excursionistas la oportunidad de avistar el raro y colorido Quetzal. Sin embargo, si le apetece el reto, también es posible subir a la cima del volcán Barú. Desde la cima, tendrá vistas panorámicas del Océano Pacífico y del Mar Caribe.

12. Calzada de Amador

Calzada De Amador En la animada Amador Causeway siempre pasa algo. Este paseo de 3,5 millas serpentea a través del Canal de Panamá y conecta las cuatro islas principales del Causeway con el continente. No sólo estará rodeado de restaurantes gourmet y museos de categoría mundial, sino que también podrá disfrutar de algunas de las mejores vistas del Canal de Panamá y del Océano Pacífico. Si quiere quemar unas cuantas calorías durante su viaje, también puede aprovechar el carril bici y de footing que hay.

13. Taboga

Taboga La colorida isla de Taboga es una de las joyas más queridas de Panamá. Desde las verdes colinas hasta la costa de arena blanca, Taboga atrae a los visitantes que buscan una feliz escapada del continente. Pase el día paseando por el pueblo de colores pastel, o suba a la cumbre del Cerro de la Cruz para disfrutar de unas vistas espectaculares de todo el Golfo de Panamá. Si lo que busca es un poco de relax, también puede relajarse bajo las palmeras que se mecen o regalarse una bebida tropical en uno de los muchos chiringuitos.

14. El Valle

El Valle El volcán El Valle se asienta en el Arco Volcánico Centroamericano, en el centro de Panamá. Han pasado más de 200.000 años desde su última erupción, lo que lo convierte en un lugar seguro y popular para el senderismo, las caminatas y los paseos a caballo. En el corazón del cráter del volcán se encuentra El Valle de Antón, un popular lugar de vacaciones para los lugareños y los turistas. Este pequeño pueblo acoge tanto a los habitantes de la ciudad como a los amantes de la naturaleza. Además de explorar las rutas de senderismo y las cascadas del volcán, se puede visitar el mercado agrícola del pueblo, el museo geológico y el mariposario.

15. Parque Nacional Marino del Golfo de Chiriquí

Parque Marino Chiriquí El Parque Nacional Marino del Golfo de Chiriquí se extiende por la costa del Pacífico de Panamá. Con una mezcla de playas bañadas por el sol, aguas turquesas y bosques escarpados, esta maravilla natural virgen es un sueño para los amantes de las actividades al aire libre. Tendrá un mundo de actividades al alcance de la mano, como snorkel, buceo, pesca y natación. Además, el parque nacional está repleto de vida salvaje. Además de los monos aulladores y las tortugas verdes, también tendrá la oportunidad de ver ballenas jorobadas, delfines y mantarrayas bajo la superficie del océano.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba